14/03/2017

¿Cómo conseguir una piel luminosa a la llegada de la primavera?

Durante el invierno, la piel está sometida a ruda prueba y el mal tiempo, con frecuencia, hace que pierda su luminosidad. El agitado ritmo de vida actual contribuye a estrezarla y agotarla. Es por éso que te presentamos aquí dos tratamientos que permitirán a la piel irradiar una aura luminosa a la llegada de la nueva estación.

Versión calmante:
Hydra Zen Anti-Stress Crème-Gel

¿Qué es? Una crema ultra reconfortante cuya textura en bálsamo, deja la piel aterciopelada, hidratada y relajada. A tal grado que, al entrar en contacto, la piel parece protegida de los signos visibles del estrés. Otro punto positivo: su fragancia suave, creada de acuerdo a los principios de la aromaterapia, que invita a la serenidad.

¿Cómo se aplica?
Paso 1:
Calienta una pequeña cantidad de producto en las manos y luego presiónalas una contra la otra.
Paso 2: Aplica la textura con las palmas de las manos ejerciéndo una ligera presión desde el centro del rostro hacia el exterior.
Paso 3: Realiza ligeros toquecitos con la yema de los dedos desde la frente hasta el cuello. Repite este ritual de belleza tres veces para que el efecto relajante sea eficaz.

¿Para quién? Para todas las mujeres que están sometidas al agotamiento en permanencia: la presión, junto con la exposición a las agresiones externas, irritan la piel que, al final, termina por reflejar nuestro estado de cansancio. Pero gracias a esta fórmula calmante nuestro rostro podrá iluminarse de felicidad.

Hydra Zen Anti-Stress Crème-Gel, Lancôme.

Versión estimulante:
Énergie de Vie Pearly Lotion

¿Qué es? Inspirada de las “cosmetic waters” asiáticas, esta loción es un verdadero splash de hidratación antioxidante energizante para la piel. Su fórmula está llena de ingredientes activos dinamizantes (Raíz de genciana) y antioxidantes (Melissa, Baya de Goji) y su textura, parecida a la del agua, combina lo mejor de una loción, un suero y una crema para recargar de energía las baterías cutáneas.

¿Cómo se aplica?
Fase 1: Preparación.
Después de tomar la cantidad correcta del producto, gracias al ingenioso dispensador de la botella, desliza las manos por toda la cara, de la frente, a las mejillas, pasando por la barbilla hasta abajo del cuello. Enseguida, pasa las yemas de los dedos (solamente), sobre la zona T, alrededor de los labios y la mandíbula.
Fase 2: Estimulación.
Con el dedo mayor, ejerce una ligera presión en diferentes puntos estratégicos (y de preferencia, acompaña el gesto con una exhalación):
1./ Sei mei (la esquina interna del ojo),
2./ Tsroann-tchou y Se-tchou (los extremos de las cejas),
3./ Tsong-tse-tsiao (la esquina exterior del ojo),
4./ In-siang (el comienzo de la línea nasolabial) y
5./ las comisuras de la boca.

¿Para quién? Para todas aquellas mujeres que, después del festejo de las fiestas decembrinas y de un principio de año agotador, las consecuencias comienzan a verse en su rostro: la piel cansada se encuentra debilitada. Aplicado cada mañana, este tratamiento líquido alisador, es un verdadero concentrado de energía que hace resaltar, un poco más cada día, el resplandor de la piel.

Énergie de Vie Pearly Lotion, Lancôme.

Selección